Desarrollo y mantenimiento de sitios en Internet, en Saltillo, Coahuila. México.

   Inicio < Opinión...es < Jesús González Schmal < REVALORACIÓN PATRIMONIAL
 
 
REVALORACIÓN PATRIMONIAL



    
REVALORACIÓN PATRIMONIAL

Desde septiembre del año pasado que el Centro Histórico de Guadalajara fue sede del 1er Encuentro Nacional de Centros Históricos, la Ciudad de México se comprometió y cumplió en albergar el II Encuentro bajo el lema de “30 años de las Ciudades Mexicanas Patrimonio Mundial: planeación, gestión y realidad.”. Así fue como en el espléndido recinto del Museo del Centro Cultural del México Contemporáneo, se reunieron los días 7 y 8 de septiembre de 2017 los representantes de los diez centros históricos de la república que han sido declarados patrimonio cultural por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, UNESCO y que poseen esa distinción con la responsabilidad de preservar y acrecentar los valores materiales de sus monumentos arquitectónicos ancestrales, así como salvaguardar el patrimonio intangible de su cultura como su historia, artes, gastronomía, música, danza, etc.

La reunión fue inaugurada por el director del Instituto de Antropología e Historia, el antropólogo Diego Prieto, por la maestra Lidia Camacho Directora del Instituto Nacional de Bellas Artes, el subsecretario de gobierno de la Ciudad de México, licenciado Guillermo Orozco Loreto y el representante del director del Instituto Politécnico Nacional, doctor Francisco José Plata Olvera, secretario de extensión e integración social. En la ceremonia de apertura se hizo el reconocimiento de las instituciones que conformaron el Comité Científico que decidió la temática y seleccionó a los expositores. Tales fueron: UNESCO, ICOMOS, PUEC (UNAM), INAH, INBA, IPN, UAM, SEDUVI, CULTURA, Fideicomiso Centro Histórico, Facultad de Arquitectura de la UNAM y la propia convocante Autoridad del Centro Histórico de la Ciudad de México.

A su vez las ciudades invitadas y participantes por su trigésimo aniversario declarativo fueron: Puebla, Morelia, Zacatecas, Querétaro, Oaxaca, Tlacotalpan, San Miguel de Allende, Guanajuato, A.Z.P. Xochimilco y desde luego el propio centro de la CDMX. La única ausente por motivo de los lamentables sucesos del huracán y el sismo fue Oaxaca. Como invitado especial, asistió la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez que presento la narrativa de la importancia del Camino Real de Tierra Adentro el que también ha sido declarado como Patrimonio Cultural Itinerante por parte de la UNESCO, porque une e integra la cultura de la Nueva España desde su asiento en la altiplanicie de México hasta Santa Fe, Nuevo México, donde en realidad se ubica la frontera nacional que se mantuvo con la Independencia hasta el despojo del territorio que no de las raíces y legado cultural originario, que subsiste hasta nuestros días.

Gratos y enriquecedores los intercambios de experiencias y análisis de cada uno de los diez centros históricos, que complementados con las conferencias de expertos del país e invitados de América Latina, situaron el objeto central en la evaluación, planeación y gestión de las Ciudades Patrimonio, con la perspectiva de solución a los problemas sectoriales y de conjunto. Hay una gran coincidencia en los retos que existen en todos los sitios con valor histórico. La existencia del ambulantaje, personas en situación de calle, clandestinidad de obras con daño patrimonial, limitación de presupuestos y falta de conciencia plena de ciudadanos y autoridades políticas respecto de la trascendencia y responsabilidad de la protección y rescate de obras arquitectónicas, urbanas, de paisaje e identificación de cada ciudad.

Sería imposible reseñar todas las esplendidas conferencias de los expertos, pero debe destacarse la del doctor Francisco López Morales del INAH que es reconocido internacionalmente por su participación por México en el mismo Consejo de la UNESCO y que expuso con amplio conocimiento del tema el riesgo que existe para que una declaratoria del patrimonio Mundial sea revocada porque no se cumplió con las normas y regulaciones del acuerdo internacional signado por los países suscriptores del documento. Trató el caso ilustrativo de Viena Austria que, por la construcción de un edificio de altura en el centro histórico, contraviniendo sus propias disposiciones, fue sancionada con el retiro de la distinción. Ello le ha generado ya no solo acervas críticas internacionales sino incluso, ha afectado ya su flujo turístico y prestigio mundial.

La visita que los representantes de los centros históricos e invitados hicieron a la Maqueta “Futura CDMX” en la Plaza de las Vizcaínas, así como el recorrido sabatino en las chinampas de Xochimilco completaron el productivo encuentro para llevarse la cabal cobertura de lo que han sido los orígenes de la Gran Tenochtitlan y su evolución en los siete siglos, con los cambios habidos pero con la permanencia de lo que fue la era prehispánica y colonial en sus inalterables peculiaridades que son el reto ineludible de su preservación por parte de las autoridades a cuya capacidad y patriotismo encomiendan las nuevas generaciones su cuidado y mejoramiento.

Otro de los temas sobresalientes que suscitó amplio interés en el auditorio, fue el de “la participación ciudadana” en el que Graciela Mota Botello de ICOMOS con Martha de Alba de la UAM-Iztapalapa, generaron propuestas de gran significación y adopción para el futuro. El aspecto legal de las atribuciones de los responsables de la gestión en los centros históricos y las ricas experiencias aportadas por el arquitecto Alejandro Suárez Pareyón de la UNAM en la planeación y perspectiva de los centros históricos y su participación en el de la Ciudad de México, captaron la atención de los asistentes y la intervención con nuevas aportaciones de gran valor.

Con la conclusión de los casos prácticos de colaboración comunitaria en Cuenca Ecuador, que planteó la máxima de que “una sola persona no puede hacer una casa, pero diez si pueden rehacer o reconstruir diez casas”, se cerró la última sesión destacando también las instituciones de estudios superiores pueden colaborar, como es el caso de la Facultad de Arquitectura de la UNAM cuyos pasantes han logrado levantar más de cincuenta planos de inmuebles catalogados de valor histórico, incluyendo centros educativos, que deben ser rescatados en beneficio a la misión de enaltecer la herencia histórica como patrimonio común de los mexicanos.
 
 
  << Regresar || REVALORACIÓN PATRIMONIAL Visitas  28 || >> 
Última actualización del sitio: 12-dic-2017 07:55 PM